La Otra PlanaPor Julián Parra Ibarra

Algún síndrome o virus dañino está atacando a algunas autoridades, federales y estatales, de procuración de justicia en este país. En los días recientes el Procurador de Coahuila, Homero Ramos Gloria y la dependencia a su cargo, cometieron el error de criminalizar tras su muerte a Daniel Alejandro Martínez Bazaldúa, el joven fotógrafo del área de sociales del diario Vanguardia, cuando todavía no terminaban siquiera de integrar la averiguación previa.

Lo mismo estamos viendo en Chihuahua con el caso de la muerte de los hijos de los periodistas David Páramo y Martha González, abatidos la madrugada del domingo. Igual todavía no se terminaba de integrar la averiguación previa, y ya el portavoz de la Fiscalía General de Chihuahua, Carlos González, estaba declarando que las muertes de los jóvenes no tenían ninguna relación con la actividad periodística de sus padres.

Debiera haber sanciones para los funcionarios que teniendo abierta una investigación, emitan juicios tan concluyentes como esos en agravio de las víctimas. El síndrome, y no es en desagravio de los funcionarios estatales, se le daba con mucha facilidad al ex presidente Calderón quien, recordarán, a botepronto dijo que la muerte de Michael Jackson había sido por una sobredosis; y también dijo que los jóvenes asesinados en Salvárcar, en Ciudad Juárez, eran pandilleros.

Diarrea verbal

Otro que también debido a la diarrea verbal que padece suele meterse en problemas, es Carlos Orta Canales, líder estatal del PAN, a quien ya le había sabido rico darle con todo un día sí y al otro también, al presidente del Instituto Electoral, Leopoldo Lara Escalante.

Como ya había agarrado vuelo y le daba hasta con la cubeta, se le ocurrió lanzar la acusación de que las universidades públicas y privadas que firmaron convenio con el Instituto para la promoción del voto, lo hacían porque recibían una lana. El revire no se hizo esperar, y Orta Canales tuvo que recular para decir “que no era cierto que dijo lo que dijeron que él había dicho”. Es la política de la Chimoltrufia, pues: como dice una cosa, dice otra.

Consentidor

El que se ha visto muy consentidor con ‘sus mujeres’ es el alcalde San Pedro, Jorge Abdala Serna, quien tiene ya una semana llevando actividades para las mujeres sampetrinas, con una serie de conferencias impartidas por la agrupación ‘Mujeres Salvando Mujeres’, de la doctora Jaramillo, dirigidas a los diferentes segmentos por edades. También les llevó una magna conferencia con los Médicos de la Risa.

Este lunes, inició una campaña denominada ‘Salud por las mujeres’, en las que se ofrecen gratuitamente estudios de mastografía, así como vacunas contra el Virus del Papiloma Humano, hepatitis, influenza; mesas de prevención y control de enfermedades como la presión, higiene bucal, prevención de la obesidad, no violencia, salud reproductiva entre otros.

Y les rematará este miércoles con un concierto en la plaza, con los Ángeles Negros, donde además les va a rifar una buena cantidad de electrodomésticos. Cuando se trabaja honestamente, se puede hacer eso, y mucho más.

Pinta bien

El que pinta muy bien de cara a las elecciones de julio próximo, es David Flores Lavenant, quien en Francisco I. Madero está trabajando arduamente con las bases priistas.

La actual administración, apúntele desde ahora, le va a dejar un verdadero desorden en lo administrativo y en lo financiero, por lo que de llegar a la alcaldía, tendrá que hacer un trabajo muy pulcro y ordenado, como el que tuvo que hacer en San Pedro justamente Jorge Abdala, después del cochinero que le dejó Arturo Babún Moreno.

laotraplana@gmail.com

Publicaciones similares