UNIMEDIOS.- El gobernador electo, Rubén Moreira Valdez, fue recibido por el General Noé Sandoval Alcázar,  Comandante de la Cuarta Región Militar con sede en Monterrey, Nuevo León, con quien intercambió puntos de vista acerca de temas de seguridad, tanto de la región como del país.

 La IV Región Militar tiene jurisdicción en los estados de Nuevo León, San Luis Potosí y Tamaulipas. Su sede se ubica en la capital de Nuevo León.

 Durante el encuentro, Rubén Moreira reiteró al  General Sandoval Alcázar su voluntad de trabajar coordinadamente con el gobierno federal que encabeza el Presidente de la República, en la recuperación de la paz y la tranquilidad y reconoció una vez más la lealtad, el valor y el patriotismo de quienes integran las fuerzas armadas.

 Al mismo tiempo, detalló las acciones que implementará en materia de seguridad a partir del primero de diciembre, entre ellasla promoción de la educación, el deporte, la cultura, los valores, el empleo, el sano entretenimiento y el combate a la pobreza,  así como una cruzada en contra de las adicciones, tanto de las de uso ilegal, como de las que no tienen prohibición.

 El gobernador electo dijo además que con el apoyo  del  gobierno federal, trabajará para que a Coahuila ya no lleguen más casinos ni casas de juego y para que los que ya están establecidos se ajusten a la ley. Dijo también que al inicio de su administración propondrá una nueva legislación de alcoholes para combatir el clandestinaje.

 Explicó  que habrá  una mejora de la fuerza pública y señaló que una de sus propuestas es triplicar el número de elementos estatales, así como crear una dependencia especial en materia de seguridad, consolidar el mando único y llegar a un acuerdo con los municipios para que también tripliquen y mejoren sus fuerzas.

 Añadió también que en Coahuila habrá normas más estrictas contra quienes sean servidores públicos y traicionen la confianza depositada en ellos. “Se tipificará como delito la práctica conocida como halconeo y tendremos una Ley Estatal de Extinción de Dominio”, dijo.

 Agregó que el feminicidio será tipificado como delito y se aumentarán  las penas para quienes se hagan pasar por elementos de las fuerzas de seguridad. Será delito grave usar uniformes, insignias y equipo que corresponda a las fuerzas de seguridad para cometer ilícitos, abundó.

 El General Noé Sandoval Alcázarha sido comandante de la Novena Zona Militar en diciembre de 2007 con sede en Culiacán, Sinaloa; antes de eso fue comandante de la 25 Zona Militar en la ciudad de Puebla.