UNIMEDIOS/ TERESA QUIROZ.- La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Coahuila (CDHEC) tiene un registro de mil 835 casos de personas desaparecidas en la entidad, de las cuales está ha recibido 72 quejas, la mayoría de ellas en contra de autoridades municipales, estatales y federales, al presumir que están involucradas en dichas desapariciones. 

El titular del organismo, Armando Luna Canales, señaló que aún quedan muchas diligencias por desahogar en estos casos, como buscar entre los detenidos en los Centros Penitenciarios y un proceso para compartir información con la Procuraduría General de la República (PGR) y autoridades de otros estados.

”La peor de las torturas que padecen los familiares personas desaparecidas y la peor de las angustias es no tener noticias de sus seres queridos, algunos incluso piden que si están muertos, les entreguen sus restos para poder darles sepultura mientras que la mayoría exige que se investigue a las autoridades”, indicó.

Señaló que tanto la Comisión Interamericana y la Suprema Corte reconocen que se trata de delitos continuados, porque inician la preinscripción al momento que se encuentra viva a la persona, o sus restos, o que se sabe que sucedió con ellos.

Afirmó que los expedientes se están revisando de forma coordinada con la Comisión Nacional de los Derechos Humanos para el seguimiento que se realiza en los casos que se declaran como incompetencia del gobierno estatal.

”También se trabaja en lo que corresponde a la base de unos datos nacionales, de personas desaparecidas, y darle seguimiento a lo que tiene que realizar la Procuraduría de Justicia, en cuanto a la integración de la base de datos de registro de ADN, para contar con cada una de las investigaciones”, precisó.

Publicaciones similares