UNIMEDIOS/ ARANTZA FLORES.- En Coahuila se han trabajado en los últimos cinco años más de 15 mil hectáreas para contrarrestar la pérdida del suelo en las zonas de ladera iniciando en las partes altas y hacia las partes bajas, mediante obras y prácticas en curvas a nivel y posteriormente controlar la erosión hídrica en las cárcavas, informó Édgar Alejandro Piñón Ruiz.

El Gerencia Comisión Nacional Forestal explicó que del 2005 a 2012 más de 13 mil hectáreas para restaurar ecosistemas forestales deteriorados, con el fin de compensar la pérdida de la vegetación y los servicios ambientales afectados por los cambios de uso del suelo en terrenos forestales.

Desde el año 2005 se hace responsable a la Comisión Nacional Forestal de promover acciones y políticas que incidan en la Lucha contra la Desertificación, entre las acciones podemos citar los siguientes Programas de Prevención y Protección, de Control y Rehabilitación y de Promoción del Manejo Sustentable.

Esto fue informado al conmemorarse el “Día Mundial de Lucha contra la Desertificación y la Sequía”, fecha que sirve para recordar que la desertificación es un problema creciente en el mundo y en México, pero que puede ser afrontado de manera efectiva con la participación y cooperación de toda la sociedad.

En los últimos años, los fenómenos meteorológicos extremos han tenido gran impacto en todo el mundo, estos fenómenos marcan importantes implicaciones en el proceso de la desertificación.

Los expertos indican que la energía acumulada en la atmósfera llevará al incremento del número de eventos extremos como sequías de mayor duración, que podrían tener un impacto dramático sobre suelos ya debilitados.

La lucha contra la desertificación consiste en promover acciones para detener y revertir los procesos degradantes, sus causas y mitigar los impactos de la reducción en la productividad de las tierras, desnutrición, empobrecimiento de la población y migraciones.

Cabe mencionar, que los principales factores causantes de la degradación de suelos son: el uso intensivo de los suelos de laderas, la excesiva compactación del ganado por el sobrepastoreo, la cada vez menor cubierta de la vegetación en los suelos y el cambio de uso de suelo, entre otros.

Ante ello, la Conafor promueve acciones con el apoyo de programas que van encaminados a mejorar la restauración de suelos, reforestación, plantaciones forestales, compensación ambiental, servicios ambientales, entre otros, para la con­servación de suelos.