POR TERESA QUIROZ

UNIEMDIOS/ SALTILLO, COAHUILA.- En una lista de 150 parejas que desean adoptar a un niño coahuilense fue colocado el primer matrimonio gay que hizo público su deseo de acceder a esta posibilidad legal, informó Noé Ruíz Malacara quién destacó que es un proceso valido ya que están siendo tratados como cualquier persona que mantiene dichas intenciones.  Noé Leonardo Ruíz, coordinador general de la Comunidad San Elredo, indicó que la adopción entre homosexuales significa un gran paso para lograr la igualdad en la sociedad.

Expresó que la pareja formada por Fernando Covarrubias y Luis Alberto Reyes , entregaron en la Procuraduría de la Familia la papelería correspondiente para que sea atendida su petición, por lo que en breve estarán atravesando por el proceso de visitas por parte de una trabajadora social a fin de determinar si son aptos o no para seguir con el proceso de adopción.

“Les dijeron se va la fila, va a tener también las visitas de la trabajadora social, van a venir a las citas con la psicóloga van a venir a las visitas los domingos con los niños, van a buscar a un niño que sea afín con ustedes que haga click y que el niño realmente quiera estar con ustedes, el niño tiene que convivir dentro de la estancia y después ya puede salir a la calle “ expresó Noé Ruíz.

Dijo que con este trato de igualdad se demuestra que la procuraduría de la familia está realizando un buen trabajo, ya que está velando por los intereses de los niños,  buscando personas que sean afines a él y que realmente le quieran dar un hogar, una buena educación y que realmente lo quieran.

Indicó que la pareja en cuestión tiene una  relación sólida de más de 5 años juntos con lazos más fuertes, que como cualquier pareja, han decidido  tener un hijo para darle amor a una personita que esta desvalida, que tiene una falta de afecto y que como pareja gay pueden darle a un niño

Publicaciones similares