POR ALMA DE LA ROSA FLORES

UNIMEDIOS/ ARTEAGA, COAHUILA.- Luego de la nevada que cayó en la Sierra de Arteaga, la cual atrajo un gran número de turistas; el Ayuntamiento prepara a implementación de un operativo carrusel para auxiliar a los visitantes que gusten de disfrutar de los paisajes de este Pueblo Mágico. Gabriel Orsua

El Secretario del Ayuntamiento, Gabriel Orsua, reconoció que las autoridades municipales no estaban preparadas para atender al gran número de personas que acudió a la sierra, lo que provocó complicaciones en el flujo vehicular; por lo que se están preparando para llevar a cabo recorridos controlados con apoyo de elementos de seguridad pública en caso de que se presente otra situación similar.

“Para las nevadas,  por el cierre de caminos y  el hielo en el asfalto, rápidamente se giraron instrucciones por parte del alcalde Jesús Durán, cinco tractores con maquinaria especial para remover todo el hielo y la nieve que impedía el tránsito libre de Mesa de las Tablas, El Poleo, para Ciénega de la Purísima, Potrero de Abrego, Nuncio, el Arbolito”, dijo.

Sin embargo, pese a los trabajos  reconoció que no estaban preparados para atender a la gran demanda de visitantes por lo que se generó congestionamiento vehicular, lo que obligó a realizar acciones inmediatas de apoyo a los automovilistas para evitar alguna contingencia.

Respecto a las bajas temperaturas, expuso que no se registraron daños importantes, sólo la falta de energía y; por el contrario, el sector agrícola presentó beneficios sobre todo con la cosecha de manzana.

“Sera un año muy fructífero para la producción de la Sierra de Arteaga, precisamente para la producción de manzana, tenemos que tener por lo menos 800 horas de frío, y ya llevamos alrededor de 600”, expresó.

Gabriel Orsua, indicó que esto permitirá una mejor producción, producto de mayor calidad y tamaño para su exportación, además aseguró, que la humedad que aún prevalece en la Sierra de Arteaga es muy benéfica para contrarrestar los efectos de la Sequía.

Explicó que la humedad provocará que la flora se marchite y no se convierta en combustible para la generación de incendios forestales, hechos recurrentes en esta zona de Coahuila.