Home >> Coahuila,Politica >> En Coahuila hombre transgénero logra emitir voto vestido de mujer

POR JESSICA ROSALES

UNIMEDIOS/ SALTILLO, COAHUILA.- Mario Alberto Prado Cabrera un hombre transgénero que viste de mujer y es conocido como “Glenda” Prado logró emitir su voto a pesar de que su imagen no era coincidente con la credencial de elector.En Coahuila hombre transgénero logra emitir su voto vestido de mujer

La integrante de la Comunidad gay en Coahuila externó su preocupación y temor de que le impidieran ejercer el voto, tras señalar que el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana había advertido la imposibilidad de hacerlo, señalando que se trata de un acto discriminatorio.

“El IEPC declaró que las personas como nosotros no pueden votar ya que la imagen no corresponde a lo que se ve en la credencial a pesar de que en el Distrito Federal podemos votar libremente incluso lo hice algunos años en Monterrey, veremos qué pasa en la casilla y a partir de ahí tomaremos las medidas necesarias”, dijo.

Glenda Prado, calificó la jornada electoral como aburrida, al señalar que los candidatos no presentaron propuestas importantes que atiendan las problemáticas de la ciudad o el Estado; sin embargo, desistió de señalar si su postura impulsaba la anulación del voto.

Destacó su pretensión de participar en una candidatura independiente, en razón de que dijo, los partidos políticos le cerraron las puertas; no obstante, la legislación le impidió hacerlo así como la falta de recursos económicos para emprender una campaña.

En 2003, Glenda Prado Cabrera buscó su primer puesto público al contender por una diputación local por el partido México Posible en Monterrey, Nuevo León, donde consiguió 300 votos.

Un par de años después, en 2005, formó el Colectivo “La Libélula”, una agrupación en defensa de los derechos humanos de la comunidad gay y transexual en el estado de Nuevo León.

En 2006 se convirtió en la primera mujer transgénero en trabajar en un medio de comunicación en esa entidad, el semanario Ecos de Monterrey.

Ya conocida y con cierto cartel político, en ese mismo año Glenda buscó de nueva cuenta llegar a la Cámara de Diputados, ahora cobijada bajo las siglas del partido Nueva Alianza. No logró su objetivo, pero cosechó más votos que en su primera incursión política al sumar 11 mil votos en la ciudad de Guadalupe.

En ese entonces, la transgénero se ganó el respeto de sus contrincantes y rompió con el paradigma de que sólo mujeres y hombres pueden contender por puestos de elección popular.

Tres años después, en 2009, la licenciada en Letras, Historia y Periodismo por la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) hizo un tercer intento por llegar al Congreso, con la bandera del Partido Social Demócrata (PSD) por el VIII Distrito de Nuevo León, pero fracasó al conseguir sólo 900 votos.

  • La nueva era de la publicidad

  • Noticiero Capital Noticias 91.3FM

  • Acontecer/El Heraldo de Saltillo

Top