UNIMEDIOS/ ARANTZA FLORES.- En lo que va del 2012 tal parece que la cultura de prevención de incendios forestales ha sido efectiva, pues en su mayoría los siniestros registrados en la entidad han sido ocasionados por fenómenos naturales, informó Eglantina Canales Gutiérrez.

La Secretaría del Medio Ambiente en Coahuilal (SEMA),señaló que ya hay suficiente conciencia entre la población  que visitan las zonas boscosas o los lugares abiertos, donde son altos los riesgos de que se presente una conflagración,  si no se tiene el cuidado necesario.

De acuerdo a informes de la SEMA se han registrado 73 incendios forestales y conatos de siniestros, los cuales han tenido una afectación de alrededor de 31 mil 500 hectáreas de pastizales, matorrales y bosques, que pudiera haber sido mayor de no contar con la oportuna intervención de las brigadas de combatientes.

Canales Gutiérrez dijo que se redujo en gran medida el tiempo de respuesta, desde que se avisa del incendio a la llegada del primer grupo de brigadistas, esto ante la labor profesional que desarrollan los mismos y a la colaboración de las autoridades municipales.

Los últimos conatos de incendio se presentaron en la Sierra de Arteaga, en “La Carbonera” y otro en Cuatro Ciénegas, en la Sierra de “San Marcos y Pinos”, mejor conocida como “La Muralla”, siniestros, mismos que fueron controlados inmediatamente y sólo se mantiene vigilancia en la zona para evitar cualquier reactivación.

La titular de la SEMA expresó que el municipio más afectado por los incendios forestales es Ocampo, con aproximadamente la mitad de los sucesos, aunque también se atendieron con rápidez.

 

Publicaciones similares