UNIMEDIOS/ TERESA QUIROZ.- Hasta el momento el municipio de Saltillo ha avanzado un 40% en cuestión de pagos a proveedores y cuentas pendientes, aseguró Jericó Abramo Masso, quien manifestó que para el fin de su administración se cumplirá con dejar limpias las finanzas de la ciudad.

El alcalde reiteró que antes de concluir su administración irá por unas finanzas saneadas, donde evitará la deuda pública y a proveedores, la cual asciende  a 25 millones de pesos, por el crédito contratado para la construcción de los colectores norte-poniente y poniente.

 “También el adeudo a proveedores quedará en ceros, digo, el sucesor o sucesora tampoco podrá decirme ¿oye que se debe la luz?, bueno el recibo llega en forma bimestral, o el tema de la nómina, pero esa no es deuda que se deje porque se quiere”, expresó.

Y es que –señaló- no se puede pensar en gobernar solamente por cuatro años, se tienen que tomar decisiones a mediano y largo plazo, el próximo alcalde tendrá una libertad financiera que le permitirá atender más temas y buscar mejorar lo que se ha hecho hasta el momento.

En cuanto a seguridad el edil afirmó que no se ha bajado la guardia, ya que con el trabajo del grupo GROM, cobra, el de inteligencia y el de prevención delictiva,  han bajado los robos en el centro de la ciudad, logrando  detener a más de 35 farderas, así como recuperar 128 vehículos robados.

Destacó que hasta el momento la alcaldía se encuentra trabajando para prevenir delitos en diferentes áreas, cerrando negocios ilegales, que hasta el momento se traducen en 528 clandestinos clausurados.

Reitero que han sido 427 policías dados de baja de noviembre del 2011 hasta el día de ayer,  y que no se ha detectado a ningún policía violando el reglamento en cuanto al uso de celulares, sin embargo aseveró que  cuando algún elemento sea sorprendido será dado de baja de manera inmediata.