UNIMEDIOS/ TERESA QUIROZ.- El número de adopciones se ha incrementado en relación al año pasado, no solo en recién nacidos, sino en niños de hasta 5 años, incluso en adolescentes, informó María Teresa Araiza, Subprocuradora de la Familia, quien indicó que la cifra de niños que se han integrado a una nueva familia asciende a más de 50 infantes en el 2012.

“El índice creció más o menos ya que se comporta con cierta regularidad este año aumento en adopciones particulares, llegando a 51 casos sin contar estos 6 que serna contabilizados en enero”  aseveró María Teresa Araiza.

Destacó que en Coahuila, se llevan a cabo las adopciones de acuerdo a la normativa legislativa y que hasta el momento ningún trámite se ha visto entorpecido, además de asegurar que las intenciones de integrar a un niño a la familia, no solo aplica a recién nacidos, sino también en niños que alcanzan las edades 11 años.

“Prueba de ello, es que este 22 de diciembre se realizará la entrega de 6 niños de diversas edades a sus nuevos padres” , dijo.

Añadió, “Estamos muy contentos por los niños que van a ser entregados a sus papás, inclusive han estado ellos en convivencia y bueno, cerramos el año con broche de oro en materia de adopciones con 6 niños más que se incorporan a las familias”.

Explicó que dentro de la Procuraduría de la familia, se considera a los niños mayores de 11 años en difícil colocación, ya que de 5 años todavía cuentan con posibilidades de ser adoptados, pero los de 9, 10 y 11 años además de los adolescentes es más complicado; sin embargo, compartió que en enero 3 adolescentes y pre adolescentes que encontraron una familia se integren a ella.

“La adopción de niños de 6, 7 y 11 años es algo inédito en México, pero afortunadamente se está dando en Coahuila” aseguró la funcionaria.

La procuradora de la familia, María Teresa Araiza, dijo que para las personas que desean hacer una adopción de recién nacidos se están recortando los tiempos que antes eran muy largos, para poder lograr que ellos puedan tenerlos en casa en poco tiempo.

“Los procesos no se han entorpecido, tienen una duración de 2 a 4 meses y lo que estamos haciendo es una supervisión mu precisa en todos los albergues para no dejar pasar un día mas en donde no se haga una acción jurídica”   puntualizó la funcionaria.

Publicaciones similares